DIOS Y YHWH, SERES DIFERENTES

Claramente si lo son y la respuesta es que, aunque aparentemente ahora es acogido en un contexto general como Dios Único por las iglesias judías y cristianas, hubo originalmente una diferencia clara entre las figuras de Jehová y El Señor,  Ellos eran, en la práctica, deidades bastante diferentes, el dios al que llamaban Jehová, era tradicionalmente un dios tempestuoso, un dios de la ira y venganza, mientras que el Dios al que se refirieron como El Señor, surge como un Dios de la fecundidad y la sabiduría.

En tiempos antiguos, la palabra hebrea prevaleciente para Señor era Adón, mientras que el nombre personal de Jehová no se utilizó en absoluto, venía de la raíz hebrea original YHWH (Yahweh), que significaba 'soy lo que soy' , una declaración que se le atribuye haber dicho Dios a Moisés en el monte Sinaí, centenares de años después de la época de Abraham.

Sin embargo, la Biblia también aclara que el Dios de Abraham (Yahweh-Jehová), fue llamado realmente El Shaddai, que significa Montaña Alta.

Jehová, por lo tanto, no era en absoluto un nombre, los primeros textos se refieren simplemente a El Shaddai y a su contraparte Adón, los cananeos llamaron a estos Dioses El Elyon y Baal, significando exactamente lo mismo: Montaña Alta y Señor, en las Biblia modernas, las definiciones Dios y el Señor son utilizadas y entremezcladas como si se refirieran al mismo personaje de Jehová, pero originalmente no era así, uno era un dios vengativo (un aniquilador de personas), y el otro era un Dios social (un benefactor de personas).

Adicionalmente, en contraste con las enseñanzas de la Biblia, varias tradiciones relatan que estos Dioses, ambos tenían padres, esposas, hijos e hijas.

A través de la era patriarcal, los hebreos emergentes intentaron apoyar a Adón el Señor pero, en cada giro, El Shaddai (El Dios tempestuoso Jehová) se vengaba con inundaciones, tempestades, hambrunas y destrucción general, aún en los tiempos de cautiverio (alrededor del año 586 AC), la Biblia explica que Jerusalén fue derrocada por orden de Jehová. entonces, decenas de millares de israelitas fueron tomados como rehenes en Babilonia, simplemente porque uno de sus reyes pasados (un descendiente del Rey David) había erigido altares en veneración de Baal el Adón (El señor)

Fue durante el transcurso de este cautiverio que los israelitas finalmente cedieron, ellos decidieron, después de generaciones de apoyo de Adón , sucumbir al opuesto dios de la ira, desarrollando una nueva religión sin temor de su retribución, fue, de hecho, en este momento que el nombre aparente de Jehová apareció por primera vez poco más de 500 años antes de la época de Jesús.

A continuación, la Iglesia Cristiana también puso abordo a Jehová, llamándolo simplemente Dios, y todos los conceptos hasta ahora sociales de Adón, se desecharon totalmente, las dos religiones fueron ambas de allí en adelante fe de temor, e incluso hoy en día sus seguidores se denominan como 'temerosos de Dios'.

Esto nos aporta el conocimiento de que, dentro de un panteón general de dioses y diosas muchos de los cuales se mencionan realmente en la Biblia, había dos Dioses predominantes y opuestos, en culturas diferentes se les ha llamado El Elyon y Baal, El Shaddai y Adon,  Ahriman y Mazda, Jehová y el Señor,  Dios y el Padre, pero estos modismos no son nombres personales; todos ellos son definiciones titulares.

Para descubrir las identidades de estos Dioses, no debemos mirar más allá de donde originalmente se les registró como operativos, al respecto, textos antiguos cananeos revelan que sus respectivas cortes estaban en el valle del Tigris y el Éufrates, en la Sumeria Mesopotámica, sobre el delta Edén del Golfo Pérsico.

Los registros escritos sumerios se pueden rastrear hasta el 3er milenio AC y en ellos se explica que los Dioses en cuestión eran hermanos, En Sumeria, el dios tempestuoso quien eventualmente llegó a ser conocido como Jehová, se llamaba Enlil o Ilul-kur-gal (que significa el Alto de la Montaña) y su hermano, quien llegó a ser Adón el Señor, se llamaba Enki  un nombre muy apropiado porque Enki significa el Arquetipo.

Los textos nos informan que fue Enlil quien trajo el Diluvio; fue Enlil quien destruyó Ur y Babilonia, y fue Enlil quien se opuso constantemente a la educación y la iluminación de la humanidad.

De hecho, un texto sirio original, relata que fue Enlil-Jehová quien arrasó las ciudades de Sodoma y Gomorra a través de su descendencia y seguidores como Erra, Gibil, Marduk etc, en la zona conocida hoy como Mar Muerto no porque fuesen guaridas de la maldad como se enseña generalmente, sino porque ellos eran grandes centros de sabiduría y aprendizaje de Enki.

Por otro lado, fue Enki, quien a pesar de la ira vengativa de su hermano otorgó a los sumerios acceso al Árbol del Conocimiento (oro monoatomico) y al Árbol de la Vida, fue Enki quien estableció la estrategia de escape durante el Diluvio y fue Enki quien entregó las Tablas del Destino, honradas por todos los tiempos , las tablas de la ley científica que llegaron a ser los cimientos de las originales escuelas de misterios en Egipto.

Como podrán ver, la historia real es muy diferente a la historia oficial y cientos de relatos del antiguo y nuevo testamento fueron suprimidos por no convenir a los intereses de los compiladores o iglesias de esos tiempos y tal vez actuales.

Comentarios

Entradas populares de este blog

LAS TECNOLOGÍAS ALIEN CONFISCADAS EN IRAK.

DESCENDIENTES GENÉTICOS DE ENKI ANUNAKI.

LA MUERTE DE MARTE. Y quienes viven ahi hoy.